Te esperaré, aunque mientras te espero, te extraño, porque extrañarte ahora entiendo forma parte de esperarte; vida, vida… Te espero, porque te extraño, vida.

Hay momentos que valen una vida eterna, tu compañía, a la que espero para seguir en la andadura de esta vida, es completa eternidad.