El Buque-escuela ‘Elcano’ escala y zarpa de la isla

A quienes nos atrae el mundo marino y la náutica, saber de la presencia por el muelle de la capital chicharrera, de quien ya se despidiese, tras unos días, arribado en el sitio asignado para su atraque, ha sido todo un regalo para los sentidos. Siguiendo su planificada hoja de ruta. Aún sin poder ‘tumbar barreras’ para contemplarlo, in-situ. A un nuevo año, un hecho, que me resulta hermoso, y magnifico.

“Juan Sebastián de Elcano” que en su primera escala instructiva, anual, a su 83º crucero de instrucción, recaló en esta ciudad capitalina.
La número 56 del “Juan Sebastián de Elcano”, en Santa Cruz de Tenerife. A sus 85 jóvenes años, tras cuando desde los astilleros de Cádiz, fuese construido y botado al mar. Siendo a lo largo y ancho de su vida marinera, éste puerto de Santa Cruz de Tenerife desde el año 1928 al que más veces ha recalado.

Al mando del buque-escuela, el comandante capitán de navío Alfonso Gómez Fernández de Córdoba.
Con un total de 260 personas de abordo: 23 oficiales, 22 suboficiales, 140 militares de escala de tropa y marinería, así como 5 maestros civiles. Siendo pues, 69 los guardiamarinas de la Escuela Naval Militar, quienes más intensamente vivirán éste periodo formativo. Ya que, serán quienes realizaran, una parte de sus cuatro años de los que consta la carrera formativa de marine.
estudios de navegación, astronomía, meteorología, maniobra, geografía e inglés, reglamentación, exámenes y guardias de mar, así como igualmente importante, para su formación, las relaciones personales y sociales, esa empatía con los demás que deberán igualmente desarrollar.
Compañerismo y compartir, que no son de las cosas más fáciles, dado el reducido espacio, y condiciones de estancia y circunstancias; además de entre otros cometidos que serán encomendados por parte de superiores, a marineros.

Mientras. Buque-escuela “Juan Sebastián de Elcano”, recibido con los correspondientes honores de ordenanza en el transcurso de toda la bahía por embarcaciones, grandes y pequeñas; autoridades, civiles, políticas y militares que también acudieron a su encuentro. Así como igualmente caras sorpresivas e ilusionantes, al contemplar tal majestuoso navío,  impacientes a pie de muelle, en las zonas acotadas para el público, a espera de verlos llegar y atracar, los recibieron con sonrisas, murmullos, aplausos…

Un majestuoso buque-escuela de la Armada Española “Juan Sebastián de Elcano”, que anclado en el muelle Santacrucero; con su bella silueta marinera, “joven” a sus 85 años de vida marinera, y actividad en el mar; a su porte y elegancia, lo hacen verdaderamente joven y atractivo.

Su nombre “Juan Sebastián de Elcano”, resaltado en fondo verde y ribete en oro, con la bandera Nacional al baile de la brisa marina, que justo con ella danza; al compás uno del otro; las olas, hacen bueno el paso de su ondeo, desde su mástil marinero, crea por ende, una imagen de bella impresión.
Con ese blanco puro que envuelve su estructura, esos mástiles férreos y ‘desnudos’, a sus velas arriadas descansando de sus saludos y acompañamiento a la brisa marina.
Tallado en cedro americano un inmenso mascarón de proa, el cual representa a la diosa romana ‘Minerva’, portando así a sus pies el escudo de España, es quién pone brío, a los envites del buque con las olas. Ciclones, huracanes, tifones, monzones… Ése toma y daca, que en el mar, se envuelve materia y naturaleza.
Crean parte importante de éste emblemático buque, a la verdadera insignia de la marina Española.

Mascarón -Buque Juan Sebastián Elcano-

Mascarón -Buque Juan Sebastián Elcano-

Un atractivo que estos días ha podido ser visitado, rincón a rincón.
Aparejos y utensilios, espacios y habitáculos que bien han podido ser disfrutados por cuantos a él entraban. Puente de mando, comedor, aulas, estancias, ‘jarcias’ enormes; consistentes, ni más, ni menos, que las enormes escalerillas por las que suben los guardamarinas hasta las velas, para arriar y elevar velas, saludar a voz, etcétera, con destreza y habilidad… Escudo de armas de Elcano, campana, brújula, cuerdas, timones, cañones, balsas salvavidas; así como entre otras muchas cosas, elementos y aparejos útiles de abordo.
Una placa colocada en la cubierta, en bronce que reseñada en latín , “Primus circumdedisti me” (Fuiste el primero en rodearme) recuerda la gesta del marino guipuzcoano con la leyenda,…
Un insigne velero, convertido sin género de dudas, en el gran navío embajador de España. La mejor representación que la marina, puede tener en su flota.
83 años de actividad instructora. En la que una multitud de Guardiamarinas, y marineros, hoy activos, en reserva, retirados, han pasado por entre sus filas.

Vivencias, experiencias, anécdotas, y mil cosas que imagino orgullosos cada uno de ellos de haber vivido esta aventura juntos, navío-marineros.
Situaciones en la vida que dejan huella, suponiendo ésta debe ser una de ellas.
Ya que, vivir en el mar, cruzar el atlántico, formándose, a la vez relacionando y conociendo culturas, tradiciones y gentes, superando hostilidades, y gozando de las propicias, deben de ser de esas cosas que en la vida no se olvidan.
Habiendo incluso quienes aprovechan estas visitas, por el mundo y España, para reencontrarse con éste emblemático buque y con ello sus recordadas vivencias. Sin dejar vacio, cada cuaderno de bitácora personal.

En por tanto, en su libro de ruta, tras su descanso y estancia en la isla de Tenerife, cuando zarpan. Marcando y timoneando, nuevas rutas señaladas.
Cruzar el Atlántico, a vela, si la climatología y estado marítimo dan su vénia, durante veintinueve días de travesía. Ahora, rumbo a la Habana (Cuba) para posteriormente en mayo nuevamente, retornar a la aventura marítima, y hacer visita, a los puertos de Nueva York y Norfolk , (EE.UU.) para así en junio, participar en la regata internacional Opsail 2012. Siguiendo con el rumbo puesto a este crucero a otro punto del globo terráqueo; Saint Maló (Francia) para en julio así como anteriormente, dada la participación y la práctica que ello aporta a los marineros en su formación, participar en la regata “Grandes Veleros” (Tall Ships) la cuál será organizada por la Sail Training International. Siendo por tanto éste un punto y aparte en su navegación por el mundo.

Ya que, tras estas participaciones deportivas-formativas, es cuando nuevamente elevando anclas, timoneando y marcando rumbo, surcarán allá de los mares, para proceder el regreso a Europa, haciendo escala en julio en Lisboa, con motivo de los actos del bicentenario de la Constitución de Cádiz.

Trazando así ‘Elcano’ en el cuaderno de ruta, la nueva hoja de ruta, que les traerá a finales de julio a casa, a España.
Quizás una de las rutas más esperadas, y ansiadas; tras meses fuera de la tierra; y de echar en falta lo personal.
Lo bueno en cuanto a lo personal, por echar en falta lo más querido y deseado, a las lógicas pequeñas connotaciones negativas, puesto la aventura ‘acaba’.
Siendo ese, uno de los colofones y paseos triunfales, de haber vivido, y experimentado, compartido, miles de sensaciones, e impresiones, e inclusive momentos difíciles.
Dura, y deseada instrucción, aún por condiciones climatológicas, espacios reducidos, vivir aislados en pleno mar, hacen de ésta experiencia sea única e inolvidable.

Dando origen a ese nuevo trazado; escala en la Escuela Naval Militar en Marín (Pontevedra), donde asistirán a los actos de jura de bandera y entrega de los despachos correspondientes a los nuevos oficiales de la Armada Española. Para de esa manera, ya sí, definitivamente, regresar a casa, a su base, y ahí dar celebración a los actos habituales para estas ocasiones, cuando después de un tiempo en la mar, regresar triunfales a su reencuentro con familiares; hijos, padres, hermanos, amigos…
Estampas, que aún sin tener conocido alguno entre los presentes, emociona observarlos.
Momentos emotivos que nunca se borraran de las memorias. Recuerdos del día, y hora. Gestos y demás connotaciones que lo rodeen, perdurarán en la memoria, imborrable, para luego al recordar, reviviéndola.

Salpicando al sentimiento más profundo. Recordar y revivir cuando el buque-escuela, regresó a casa. Como si de jóvenes exploradores, y conquistadores de tierras y vivencias. Experiencia que jamás podrá ser olvidada, puesto la travesía y lo vivido no debe ser menos emocionante. Emoción que a quienes gusta este estado marinero y lo que supone estar rodeado de mar, de la inmensidad de la libertad y serenidad que el mar ofrece resulta, atractivo y anhelado.
Estampa marinera, la presencia ‘Elcano’ allá por donde aloje sus anclas, que bien merece ser visitada, contemplada minuciosamente.
Recrearse si cabe en esa hermosura que da su edad, y sus vivencias camufladas en cada una de sus partes cascotes.

Un buque, que a pesar de su actividad y lógicas restricciones para quien lo visita, por la seguridad de los propios de abordo; persiste como todo un museo flotante.

“Juan Sebastián El Cano” que ha puesto el tono, y estampa de color y elegancia, una majestuosa vistosidad marinera-militar estos días, al muelle, y capital santa crucera.

Especialmente, un buque, que me atrae enormemente, como el mar, la brisa marina, las gaviotas y delfines surcando los mares, en comunión.
Experiencia y vivencia para marineros y visitantes que no queda en ningún atisbo del olvido. Rememorando cada detalle tras tener la posibilidad de contemplarlo.

Velero de la Armada Española, “Juan Sebastián El Cano”, que deja patente, que desde la más pura pacificación se puede instruir y defender lo propio. Siempre tumbando cualquier atisbo de dudas, prejuicios, ideales… Relaciones y participación general, acompañada de una belleza sublime como es el buque ‘Elcano’ tras el que evidencia, se puede surcar los mares, así como los propios sueños de la vida… Un buque, para crecer y viajar… ¡Al mundo!… ¡A la vida!… ¡¡Al mar!!

Buque Escuela Juan Sebastian El Cano

Buque Escuela Juan Sebastian El Cano

Un majestuoso buque-escuela de la Armada Española “Juan Sebastián de Elcano”, A vela, a máquina, lo importante, estar presente.
Anclado y elevado anclas, se despidió del muelle Santacrucero; que con su bella silueta marinera; a su porte y elegancia hacen verdaderamente evidente, la posibilidad de viajar, aún soñando. Anotar en el cuaderno de bitácoras cada aventura.

By | 2017-06-19T19:26:12+00:00 Abril 11th, 2012|Mundo deportivo | ocio|9 Comments

9 Comments

  1. naufraloq 12 Abril, 2012 at 13:15

    Impresionante la visita al Buque. Hace tres años pude ir a visitarlo, im pre sionante!! inmenso y los estudiantes amables toda la visita.

  2. yosef 12 Abril, 2012 at 14:10

    Acá en Perú, anduvieron por el puerto El Callao cuando Sudamérica 2010 pudimos visitarlo, tras horas de colas, rindió el tiempo de pie.
    Hermoso y elegante, deben estar orgullosos todos de su armada

    Saludos

  3. Correa Florencia 13 Abril, 2012 at 0:33

    Que lindo es la enbarcacion me gustaria un dia verlo ! aqui pasan enbarcaciones por el rio Parana siempre los veo pero nunca subi a uno de ellos (me da un poquito de miedo) pero talvez un dia me anime a subir a uno de ellos. te quiero mucho Arancha besos desde aqui .Flor

  4. Trébol 13 Abril, 2012 at 21:08

    Sí, desde luego es precioso el buque Florencia. Quizás algún año hagan escala por tu tierra, no estoy completamente segura, pero me suena que alguna vez hicieron escala, lo que no tengo plena seguridad de ello. Ahora, sin duda, impresiona y verlo por dentro meramente en imágenes, ya lo hace espectacular. Imagina en vivo. Además. Argentina también tiene tradición de armada marinera, ¿verdad?…

    Yo también te aprecio… y a la familia. Gracias.
    Un abrazo.

  5. joselu 14 Abril, 2012 at 11:39

    Magnifico. Bello, bello

  6. Trébol 14 Abril, 2012 at 21:45

    Gracias Joselu!! en realidad, lo que es bello es el buque… un saludo

  7. Trébol 14 Abril, 2012 at 21:56

    Que bueno, y qué te pareció el interior, ¿bien conservado? Las colas en este tipo de cosas siempre son evidentes, ¿quién no quisiera ver un museo similar?
    Personalmente, creo que los militares, y guardiamarinas, tienen una profesionalidad importante, y así la respeto y admiro, no sólo por defensa y armamento, sino por la camaradería que en verdad entre ellos creo existe…
    Saludos.

  8. Trébol 14 Abril, 2012 at 21:59

    Alguna anécdota con algún estudiante 🙂

  9. Correa Florencia 16 Abril, 2012 at 0:07

    Arancha con todo el gusto respondo tu pregunta . Si aqui en Argentina tenemos armada marinera . Mi tío participo de la armara marinera estuvo en el sur de nuestro pais que es muy frío. Me gustaría un día conocer la armada de alli. besos desde aquí Argentina .Flor

Leave A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies