Cambiando la hora del verano al invierno

Inicio/Mundo comunicación/Cambiando la hora del verano al invierno

Cambiando la hora del verano al invierno

Sin acosar, pero sí con gran debilidad en aprovechar el tiempo, y el despiste asiste éste día, o de otras; distracción, se ha hecho contigo como conmigo, cuando a falta de horas para el cambio horario habituado de estas alturas de año, y evitar el trago del desajuste entre la natural o la que modificaremos, a cada dispositivo que muestren hora alguna en esta madrugada de Sábado a Domingo.
Para entonces, las tres de la madrugada, retrasando una hora, quedándose hasta próximo cambio, marcando las dos.

A pesar de cualquier impresión, no me desagrada la idea de “disfrutar” de una hora más de luz solar, por lo tanto de día. (Tema diferente sería cómo disfrutarlo) Aprovechar el momento, posible presente o no la luz, y esto es algo que sin inclinación reafirmo; con y sin planes, sólo cuestión de ganas.
Intento no olvidar esto es así constantemente, pues si algo tenemos las personas es la capacidad para recordar 😉

A parte de los efectos secundarios al cambio de hora, no tengo muy claro, a estas alturas si en realidad ello conlleva consigo algún beneficio real al ahorro energético.

¿Qué, ahorro, qué…? ¿El ahorro energético?
Ahorro de la energía en aparatos y elementos de uso cotidianos, actualmente todos, el móvil, televisión, ordenador, microonda, calentador, estufas, y así una inmensa lista.
Energía; como la corriente eléctrica es imprescindible para una mínima utilización de cualquier aparato.
Verdaderamente, por poco cuanto gastemos, usemos en cualquier ámbito, colaborando en general, a la larga nos percataremos de lo ganado.

Rematando, para quién haya preparado o quedado con amig@s para  las horas de charla de fin de semana habituales, o como noche inventada, aprovechar la coincidencia a la noche del misterio, y la tradicional fiesta americana conocida allá como la –Noche de Hallowen-, ganando poco a poco terreno a la exportación, comercialización; que también han hecho sus apuestas al misterio mercantil, y ocupando noche con actividades en ciudades y lugares de Europa.
Momento de calabaza, trato, truco, susto; serán la elección…
Mientras ello transcurre entre calabazas y misterios, haré honor y honraré a los difuntos que es lo que en la actualidad y en realidad, como católicos o más menos creyentes celebramos en éste día 1 del mes; como tradición festiva como respeto, aún su origen tenga algo de pagano igualmente.

Todo finalizará en modo anecdótico.  Sin embargo, el cambio de costumbre u hábito costará e influirá en lo que rodea, siendo realmente lo que hace perder la indiferencia.

Increíble o asombroso, lo que significa u es una hora, más que eso.
Preguntando: ¿La de cantidad de cosas capaz de hacer en una hora? ¿Media hora? ¿Diez minutos? Probablemente sea el apropiado para fijar la atención y comprobar.
Dar cuenta cuanto capaz podemos y significa tan sólo, un minuto.

Por | 2017-06-19T19:26:35+00:00 Octubre 30th, 2010|

2 Comentarios

  1. fernando 31 Octubre, 2010 en 22:38

    OYE NENA

    Me ha gustado este artículo tuyo…………….
    Y quiero hablar, quiero hablarte, perdón, con mayúsculas QUIERO
    HABLARTE, pero…..
    MI torpeza con la tecnología tecnológica me impide a veces entrar y dejar COMENTARIOS…….
    HAY NUEVA HORA. TIEMPO DE GUACHINCHES para degustar CASTAÑAS Y VINO NUEVO
    OYE, que entra el noviembre friío y tristón, hay que comer caliente…………….

    HEMOS DE PONERNOS TODOS en hora, buhardillamente hablando, con o sin CONTRASEÑA tuya,
    ¿o es un guiño del guiñol…? ¿o es la
    ardilla de la buhardilla…? NO SÉ, ARANCHA, ¡qué lio…!

    illa, illa, illa, el Trébol de ARANCHA ya está aquí, ¡a ver si en esta nueva
    temporada nos ponemos todos contigo en HORA, en MINUTO, en SEGUNDO, en milésima
    de……………AMISTAD

    ¡Qué poético, y sin pensar casi, ……….?

    OIGA, USTED,

    SALUDOS de José Fernando

    UN ABRAZO ARANCHA, en buena hora

  2. Trébol 4 Noviembre, 2010 en 0:09

    Nada de torpeza, que no la tiene, sólo es como el escribir, repetir y repetir ….

    Guachinches con las ardillas en la buhardilla, vinos y reuniones buscadas, deseadas por el tiempo.
    Póngase romático hombre, no se cohiba, que me gusta el romanticismo y la sinceridad más aún… Ay, el tiempo, cómo pasa!! y pasa y tic, tac, y sigue y sigue sonando de fondo…

Deje su comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies